Ciento Uno

THE FLAMING LIPS ILUMINÓ EL ESPÍRITU DE TAGCDMX

Written by HectorAra

José Ignacio

www.arca-lab.com

Hay una gran diferencia entre una banda que se presenta en vivo y una que, además, crea una experiencia, y en esta última categoría cabe The Flaming Lips, una agrupación que desde hace más de tres décadas se ha dedicado a transformar nuestras emociones a través de la música. Esta es la razón por la que fueron nuestra elección para terminar con nuestros encuentros geniales en el primer día de la tercera edición de TagCDMX.

Los shows en vivo de The Flaming Lips van más allá de los músicos, son tributos que Wayne Coyne, Steven Drozd, Michael Ivins y compañía le hacen a sus fanáticos. Una especie de agradecimiento por dejarlos hacer lo que más les gusta: música. Es por ello que el escenario se llena de criaturas fantásticas, luces de todos colores, confeti que vuela por todo lo alto, globos aerostáticos e inclusive naves espaciales. Es un festejo, una celebración de estar vivo.

La gente empezó a entrar al Auditorio a las nueve de la noche, hora que se había estipulado para que comenzara la magia. Poco a poco, cientos de personas tomaron sus lugares, y para la tercera canción del set de los Lips, todos los asientos del Auditorio Nacional estaban llenos. No cabía una persona más. La felicidad y la emoción imperaron por más de una hora y media, lo que no sólo iluminó los corazones de los asistentes a nuestros encuentros geniales, sino que los cambió para siempre; les dio una noche que jamás olvidarían.

El set fue especial para la Ciudad de México, tocaron las canciones básicas que todo fanático espera, pero también se adentraron en rarezas y algunas improvisaciones. Muchos de los álbumes de The Flaming Lips figuraron en su setlist, del Telegraphs from a Satellite Heart pasando por Soft Bulletin, Yoshimi Battles the Pink Robots e inclusive The Terror. La respuesta del público fue conmovedora.

“Fight Song”, “Yeah Yeah Song”, “Spoonful Weights a Ton”, “She Don’t Use Jelly”, y “The W.A.N.D”, fueron algunas de las canciones populares que formaron parte del gran setlist de la banda liderada por Wayne Coyne, pero no las únicas.

Cuando tocaron “Yoshimi Battles the Pink Robots”, dos botargas de insectos felices junto con un Sol salieron al escenario. Cuando interpretaron “Psychiatric Explorations of the Fetus With Needles”, Wayne develó un globo de helio en el que se podía leer “Fuck Yeah Ciudad de México”. Pero la sorpresa que todos esperaban fue la gran bola de plástico en la que Wayne surfea entre la audiencia, y ese momento llegó con el tema “Vein of Stars”.

Ya no faltaba mucho para que esta gran experiencia terminara, y la canción que marcó el final de todo fue “Do You Realize?”, que con un arcoíris despidió el primer día de TagCDMX.

The-Flaming-Lips-TagCDMX-Fuck4 The-Flaming-Lips-TagCDMX-Fuck5 The-Flaming-Lips-TagCDMX-Fuck6-620x413 The-Flaming-Lips-TagCDMX-Fuck2

About the author

HectorAra

Comentários no Facebook

A %d blogueros les gusta esto: