Con sólo un 5% de los turistas del mundo, a pesar de sus pirámides, sus safaris o sus playas poco concurridas, Africa puede atraer más visitantes si apuesta por el ecoturismo y mantiene estabilidad política, estiman los expertos.

«Los países que han tenido éxito, en el turismo, son los que han tomado estas decisiones», explicó Naledi Khabo, directora general de la Asociación Africana de Turismo, durante una conferencia para promover este sector de la economía que se llevó a cabo en Ciudad del Cabo a mediados de septiembre.
Citó como ejemplo a Tanzania y a Ruanda, países «muy atractivos para ciertos viajeros» y en donde se proponen alojamientos y safaris ecoresponsables.
En Nigeria, vacaciones Instagram para descubrir el país, desde 2006, el número de turistas que visita Tanzania se ha casi duplicado y supera el millón.
Según Tanzania Invest, una agencia gubernamental promotora de inversiones, el turismo representa 14% del producto interno bruto de este país situado al este del continente. Khabo estima que aunque «la inseguridad es una amenaza real, a veces es también una cuestión de percepción.
«Los gobiernos africanos y las autoridades turísticas competentes tienen que ser más proactivos y esforzarse en cambiar la percepción» de sus países en el extranjero.
Ruanda, país sacudido por un genocidio en 1994, es un buen ejemplo, ya que este país es ahora un destino imponente por sus numerosas colinas y su población de gorilas.
«EL turismo es nuestra principal entrada de divisas extranjeras, lo que es increíble para un país como Ruanda», señaló Rosette Rugamba, exresponsable turística nacional y agregó que este sector «contribuye enormemente a restaurar la imagen de nuestro país».

Comentários no Facebook

A %d blogueros les gusta esto: