La imagen del boxeador derribando al favorito Anthony Joshua, es un recordatorio glorioso de que nada es imposible.
Andy Ruiz Jr., puede tener más éxito, o esto y un comercial de Snickers puede ser el pináculo de su carrera. En cualquier caso, esa imagen seguirá viva, actuando como un hermoso faro holgado en tiempos de oscuridad, un recordatorio de que nada es imposible.
El texto lo publicó el prestigioso diario The Guardian de Inglaterra, el texto es de Jack Bernhardt, escritor de comedia y artista ocasional.

Comentários no Facebook

A %d blogueros les gusta esto: